1. EL TRABAJO Y LA SALUD. LOS RIESGOS PROFESIONALES Y LOS DAÑOS DERIVADOS DEL TRABAJO.

EL TRABAJO

  • El trabajo es una actividad social organizada que, a través de la combinación de recursos de naturaleza diferente, como trabajadores, materiales, energía, tecnología, organización, etc., permite alcanzar unos objetivos y satisfacer unas necesidades.
  • El progreso tecnológico y social ha mejorado la calidad de vida de la sociedad en general, y también las condiciones, eliminando o reduciendo muchos de los problemas antes existentes. No obstante siguen manteniéndose muchos de ellos y han aparecido algunos nuevos que es preciso identificar, evaluar y controlar.

LA SALUD

  • La organización mundial de la salud define la salud con» el estado de bienestar físico, mental y social completo y no meramente la ausencia de daño o enfermedad».

EL TRABAJO Y LA SALUD

  • A través del trabajo buscamos satisfacer una serie de necesidades, desde las de supervivencia, hasta las de desarrollo profesional, personal y social. Sin embargo, en este proceso podemos ver agredida nuestra salud, por ejemplo si el trabajo no se realiza en las condiciones adecuadas.
  • El trabajo está en proceso de cambio permanente. No son los mismos que hace unos años.
  • Las empresas desarrollan su actividad en un marco sumamente competitivo que obliga a adaptar su sistema productivo para lograr la eficacia que asegure su supervivencia.
  • Hoy se suele hablar de calidad total» que implica hacer las cosas bien y mejorarlas constantemente».
  • La salud está relacionada con todos esos aspectos y, cuando en una empresa cambia el proceso de trabajo o los elementos técnicos, materiales u organizativos, hay que tener en cuenta que también pueden cambiar, para bien o para mal, las condiciones de seguridad y salud.
  • Esos cambios, están dirigidos en gran medida a aumentar la eficacia productiva, y frecuentemente nos proporciona la ocasión de mejorar las condiciones de trabajo. Ahora bien en algunas ocasiones pueden conllevar modificaciones que, directa o indirectamente, perjudiquen la salud de los trabajadores.

LOS RIESGOS LABORALES

La ley en su artículo 15, define los «principios generales de la acción preventiva» a aplicar en el trabajo. Estos son los siguientes:

  1. Evitar los riesgos.
  2. Evaluar los riesgos que no se pueden evitar.
  3. Combatir los riesgos en su origen.
  4. Adaptar el trabajo a la persona, elegir los equipos y los métodos de trabajo y de producción, con miras, en particular, a atenuar el trabajo monótono y repetitivo y a reducir los efectos del mismo en la salud.
  5. Tener en cuenta la evolución de la técnica.
  6. Sustituir lo peligroso, por lo que entrañe poco o ningún peligro.
  7. Planificar la prevención.
  8. Adoptar medidas que antepongan la protección colectiva a la individual.
  9. Dar las debidas instrucciones a los trabajadores.

  • Es preciso considerar que la realización de un trabajo produce modificaciones en el lugar donde éste se realiza.
  • Es preciso analizar y evaluar, mediante las técnicas necesarias las modificaciones para determinar sus efectos sobre la salud, tanto positivos como negativos y así eliminar o reducir en lo posible los efectos negativos, y promover y potenciar los positivos para mejorar la salud del trabajador como, por ejemplo, la participación y la comunicación.

CONSECUENCIAS DE LOS RIESGOS.

Accidente de trabajo:

Legalmente se por accidente de trabajo » toda lesión corporal que el trabajador sufra con ocasión o a consecuencia del trabajo que ejecuta por cuenta ajena», tanto en el centro de trabajo como a las producidas en el trayecto habitual entre éste y el domicilio del trabajador. Estos últimos serían los accidentes llamados » in itinere»

  • Desde un punto de vista técnico-preventivo, accidente de trabajo es todo suceso anormal, no querido ni deseado, que se presenta de forma brusca e inesperada, aunque normalmente es evitable, que interrumpe la normal continuidad del trabajo y puede causar lesiones a las personas.
  • Los accidentes no surgen por casualidad. Siempre hay unas causas de carácter natural, no misteriosas o sobrenaturales, y aunque a veces cueste encontrarlas no debemos echar la culpa a «la mala suerte» o resignarnos, pues de esa manera no es posible prevenir que vuelvan a aparecer y den lugar a nuevos accidentes.
  • La seguridad en el trabajo: es el conjunto de técnicas y procedimientos que tienen por objeto eliminar o disminuir el riesgo de que se produzcan los accidentes de trabajo.

Enfermedad profesional:

  • El artículo 116, define la enfermedad profesional como toda aquélla contraída a consecuencia del trabajo ejecutado por cuenta ajena, en las actividades que se especifiquen en el cuadro que se aprueba por las disposiciones de aplicación y desarrollo de la ley, y que esté provocada por la acción de los elementos o substancias que en dicho cuadro se indique para toda enfermedad profesional.
  • Las enfermedades contraídas como consecuencia del trabajo y que no estén contempladas como enfermedades profesionales serán consideradas, a efectos legales, como accidentes de trabajo.
  • Se entiende por enfermedad derivada del trabajo aquel deterioro lento y paulatino de la salud del trabajador, producido por una exposición crónica a situaciones adversas, sean éstas producidas por el ambiente en que se desarrolla el trabajo o por la forma en que éste está organizado.

  • La higiene industrial, es la técnica que previene la aparición de enfermedades profesionales, estudiando, valorando y modificando el medio ambiente físico, químico o biológico del trabajo.

 

 

 

 

 

 

OTROS DANOS PARA LA SALUD:

  • En el trabajo también pueden existir elementos agresivos capaces de ocasionar, trastornos que, sin ser de naturaleza física, pueden causar daño al trabajador. Estos pueden ser perniciosos para el equilibrio mental y social de los individuos e, incluso, llegar a materializarse en dolencias de tipo somático o psicosomático.
  • La consecuencia de una carga de trabajo inadecuada es frecuentemente la fatiga. Estos factores pueden ocasionar también estrés e insatisfacción laboral.


Ergonomía: se define como el conjunto de técnicas cuyo objetivo es la adecuación del trabajo a la persona.

  • Psicosociología aplicada a la prevención de riesgos laborales: estudia los factores de la naturaleza psicosocial y organizativa en el trabajo, que pueden repercutir en la salud del trabajador.
  • La medicina del trabajo, es una ciencia que, partiendo del conocimiento del funcionamiento del cuerpo humano y del medio en que éste desarrolla su actividad, en este caso el laboral, tiene como objetivos la promoción de la salud ( o prevención de la pérdida de la salud), la curación de las enfermedades y la rehabilitación.

  • Otros daños. Repercusiones económicas y de funcionamiento: estos son, por ejemplo, los costes económicos que tienen para la sociedad los daños a la salud que sufren los trabajadores

Cuotas a la seguridad social por accidente de trabajo y enfermedad profesional:

2.750.970,63 euros

Jornadas no trabajadas por accidente de trabajo y enfermedad profesional:

14.440.522 jornadas

Costes debidos a:

  • La producción no realizada.
  • El contrato y formación del personal que sustituya al accidentado.
  • Los daños ,materiales producidos.
  • Los retrasos en el suministro y la posible pérdida de clientela.
  • El deterioro de imagen interna y externa, que podrían considerarse como costes «indirectos».

Algunos expertos estiman las pérdidas totales en España pueden alcanzar los 12.020.242,09 euros al año.